Manual del usuario del préstamo hipotecario: Resuelve todas tus dudas I

By bankbazaar.mx | July 28, 2016

¿Qué es exactamente un préstamo hipotecario? Lo desgranamos para ti

Un préstamo hipotecario es lo que la mayoría de personas necesita para comprar una casa propia. Ese será el lugar donde te relajes, recargues tus pilas, o simplemente te recuestes en el sofá para ver la televisión. En lugar de tirar el dinero en un alquiler, invierte en tu patrimonio y olvídate de cambiar de casa cada dos o tres años.

Pero esto no va a ser un juego de niños. No todos contamos con una pequeña fortuna debajo del colchón que nos avale. Además, es probable que un crédito hipotecario no sea suficiente para conseguir la casa de nuestros sueños. Sin embargo, es probable que sea suficiente para adquirir un departamento o casa adosada de dos o tres habitaciones.

Lo primero que hay que solventar es la aprobación del préstamo hipotecario. Ese es sin duda el paso más difícil de todos. Este tipo de crédito ha de ser garantizado. Eso significa que hay que ofrecer al banco una garantía de pago de la deuda. ¿Cómo se hace esto? Bien, la garantía para un préstamo hipotecario puede ser una casa o propiedad ya existente o bien la nómina o los ahorros de una tercera persona que se denominará aval. En principio no hay nada que temer, el banco no va a hacer efectiva la garantía, a menos que se dejen de pagar las cuotas durante varios meses.

Los préstamos hipotecarios tienen diferentes nombres, medidas, tasas y colores.

Préstamos para la compra de terreno

Cuando piensas en una casa propia, podría ser que quisieras construirla a tu gusto y medida. En México solo hay cuatro entidades que ofrezcan este tipo de créditos, Banorte, Scotiabank, Inbursa, y BBVA Bancomer. Normalmente suelen ofrecer en torno al 80-85% del valor del terreno.

Préstamos para la construcción de vivienda

Una vez tengas el terreno para la casa llega el momento de empezar su construcción. Para ello vas a necesitar un crédito especializado para ello. Estos créditos tienen la flexibilidad necesaria para adaptarse a la planificación de tu hogar.

Préstamos para comprar una casa

Si ya has dado con la casa que te gusta ¿para qué vas a molestarte en adquirir un terreno y supervisar toda la obra? En este caso es mejor optar por un préstamo hipotecario convencional. Ya sea una vivienda de nueva construcción o una usada, los bancos e instituciones financieras suelen otorgar entre un 80% y un 95% del valor del inmueble. Siempre sumándole los beneficios del Infonavit.

Préstamos para reformar una vivienda

Tal vez habéis aumentado la familia y necesitáis hacer una habitación más, reformar el baño o renovar la cocina. Para eso existen los créditos para las reformas. Consulta en tu banco habitual, ya que no todas las instituciones financieras conceden este tipo de préstamos.

Préstamos para la compra de propiedad comercial

Si lo que quieres es adquirir el local en el que vas a llevar a cabo tus negocios, este es el producto que necesitas. Sus tasas de interés, coste de contratación y otras comisiones difieren ligeramente de las que se contratan para adquirir la primera vivienda.

Préstamos hipoteca inversa

El préstamo hipoteca inversa te permite tomar un préstamo contra el valor de tu propiedad. No hay necesidad de pagar nada hasta que la propiedad se vende o el prestatario muere. A menudo se da a la gente mayor que quieren complementar su pensión de jubilación. Cuando el dueño de casa muere, el heredero legal puede mantener la casa o venderla. Si decide venderla, las ganancias de la venta se destinarán a pagar la hipoteca.

¿Cuáles son los beneficios de un préstamo hipotecario?

El propósito de un préstamo hipotecario es simple y llanamente la adquisición de una casa. Esta está encaminada a ser, probablemente, la mayor inversión de tu vida. Te ofrecerá un refugio y una seguridad que podrás disfrutar desde el primer momento. Además, los bienes raíces suelen apreciarse más a menudo de lo que se deprecian.

La compra como inversión

Como acabamos de decir, el valor de las propiedades puede llegar a subir a la velocidad de la luz. Es una inversión que lo más probable es que te acaba dando unos rendimientos fantásticos, a menos que nos encontráramos inmersos en una burbuja inmobiliaria. Con este fin, mucha es la gente que compra propiedades que aún están en construcción, pagando unos precios asequibles y luego duplicando o triplicando su inversión cuando toda la promoción se pone a la venta.

Paz Interior

Tener una casa propia es un paso más en el escalafón social. Este paso incide sobre la seguridad de todos los miembros de la familia, que se sentirán más seguros de sí mismos. Tras este paso es más sencillo proponerse otra clase de retos y desafíos en la vida.

Related Post

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *